El edificio se encuentra apoyado en una de sus medianeras, planteando un patio lateral donde se produce el acceso.
Con una idea de partido poco tradicional respecto de la implantación en el terreno, permite definir una fachada lateral con un desarrollo mucho más extenso que el propio frente, y al mismo tiempo evita ofrecer una medianera a su vecino.
Esta solución fue posible gracias al retiro de la obra lindera de Bustillo quien, en un terreno en esquina, propuso un edificio exento.

Año: 1936
Autores:
Arq. Alejandro Virasoro
Dirección:
Av. Del Libertador 2654